Primer partido en casa del Balonmano Burgos

El cuadro cidiano se enfrenta el domingo al BM Delicias en el El Plantío a las 12:00 horas

El Balonmano Burgos vuelve a casa. Tras un buen inicio de liga con una buena victoria ante el Balopal (23-38), el cuadro cidiano se presenta en El Plantío ante su afición en un duelo en el que tendrá enfrente a un equipo experimentado en la categoría, como es el Balonmano Delicias (12:00 horas).

Después de un triunfo solvente en el Mariano Haro de Palencia, los hombres de Nacho González siguen trabajando para ser, cada vez más, un grupo cohesionado en el que encajen todas las piezas: tanto los 10 nuevos fichajes como los veteranos. En esa progresión faltaba el aliento de la afición, que por fin esta semana podrán sentir los jugadores rojinegros en su vuelta a casa.

Ante el público burgalés y con las buenas sensaciones cosechadas en Palencia, los cidianos se medirán al potente Balonmano Delicias, que viene de ganar en la primera jornada por 33-30. El bloque vallisoletano, que el año pasado concluyó la liga en el puesto decimosegundo, es el filial del Atlético Valladolid, que milita en liga Asobal, por lo que cuenta con efectivos de gran calidad que cada vez tienen más minutos en la máxima categoría del balonmano español, así como con otros hombres experimentados en Primera División.

Delicias, un equipo peligroso

En este sentido, Nacho González destaca de su rival, precisamente, a algunos jugadores jóvenes como «Álvaro y Miguel Martínez, que son internacionales júnior y que actualmente van convocados con el equipo Asobal». En concreto «Álvaro, a día de hoy, tiene una gran importancia en el juego del Atlético Valladolid, jugando muchos minutos y siendo un hombre importante tanto en defensa como en ataque». «Los dos son jugadores con una proyección imensa y con un presente muy grande», completó. «Luego unido hay un grupo de jóvenes de bastante nivel y también destaca Guti, exjugador del Balonmano Burgos, que les da el toque de veteranía», a lo que hay que sumar buenos refuerzos como «los dos porteros». Como rival, González describió a Delicias como un «equipo peligroso» que saldrá «a imponer un ritmo alto». En lo que se refiere al propio Balonmano Burgos, el técnico expresó su intención «de mantener la dinámica que se puso el día de Palencia» a la vez que se siguen mejorando «aspectos defensivos y relaciones de pareja» para seguir conjuntándose». En definitiva «un partido interesante para el espectador».

Imágenes